martes, 6 de diciembre de 2016



“Te quiero-digo
a la pared”
Irene Gruss
La cuarta pared del poema
es totalmente blanca.
Arrasa con los ojos
como una pared blanca frente al sol.

Quema.

La cuarta pared blanca
del poema
no descansa.
No sabe qué es la noche.

Estás de cara a esa pared.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada