domingo, 31 de marzo de 2013

Y hasta aquí es probable
advertir que soy sola,
sola el amor y yo,
este amor que es un monstruo
voraz como el océano,
soy yo agarrada al mástil
igual que una bandera
sol y sangre
sal y sangre
yo con mi herida de furia
nombrándola, nombrándola.